La oscuridad más terrible no es la que te rodea, sino la que te habita

Un rasgo que debemos cultivar es disfrutar lo que nos agrada y aprender de lo que nos causa malestar

Para lograr paz mental deberás aceptar cada evento con apertura y si te causa malestar, con curiosidad introspectar para contemplar, aprender y nuevos hábitos cultivar.

El cultivo de nuevas actitudes, definirá rasgos en nuestra personalidad. Amor bondadoso, compasión y regocijo, son actitudes constructivas que te ayudan a alcanzar el propósito de Crear, Criar y Cultivar.

Un vencedor se ocupa de atender sus tareas con plena atención. Respira, practica metacognición y explora las sensaciones de su cuerpo. Esta listo para la introspección y aproximarse a aquello que le causa malestar. Con esta practica logra responder y no reaccionar.

Agradece tu capacidad de aceptar con apertura y con curiosidad introspectar . Vencedor; celebra, ríe y afirma: “Me permito ser bondadoso, compasivo y alegrarme por la virtud de otros. Florecer como ser humano y ser un ganador”

¡Celebra la Vida, ríe y deja reír!

La oscuridad más terrible no es la que te rodea, sino la que te habita.

Y la luz más bella no es la que te ilumina, sino la que te asoma en tus ojos desde adentro.

Autor: Freddy Villavicencio

Linkeind – más información aquí